¿Qué es?

La Esclerosis Múltiple (EM) es una enfermedad común en personas jóvenes, que se suele iniciar hacia los 30 años de edad y que cursa con brotes de síntomas neurológicos como pérdida de fuerza o sensibilidad en piernas o brazos, torpeza para caminar, visión doble o visión borrosa. Los brotes duran alrededor de un mes y se recuperan, aunque dejando secuelas. Si no se realiza un tratamiento especifico, al cabo de años pueden comenzar a acumularse las secuelas y evolucionar a una forma progresiva que produce secuelas mas graves. También hay pacientes que no tienen brotes y su curso siempre es progresivo. Sin tratamiento, la mitad de los pacientes tendrán una secuela grave (limitación para caminar) al cabo de 20 años.

¿Cuáles son sus causas?

Las causas de la EM no son del todo conocidas, pero se conocen diversos factores que predisponen, como ciertos factores genéticos e infecciones comunes. El mecanismo principal de la enfermedad es la producción de una inflamación inducida por nuestras defensas que ataque el sistema nervios, lesionando los nervios.

El diagnóstico

El diagnóstico de la enfermedad se realiza mediante el historial clínico y la exploración, resonancia magnética cerebral y estudio del liquido cefalorraquídeo que envuelve al cerebro. También se realizan estudios de potenciales evocados, tomografía de coherencia óptica y análisis sanguíneos. El tratamiento consiste en el uso de fármacos inmunomoduladores que previenen en parte los brotes. Los fármacos de primera línea son el interferón-beta y acetato de glatiramer, de segunda línea son natalizumab y fingolimod y de tercera línea quimioterapia y transplante de médula ósea. También se realizan tratamientos sintomáticos, incluyendo rehabilitación, y tratamiento de los brotes con corticoides. Además nuestro centro participa en el desarrollo de nuevas terapias como el tratamiento con células madre mesenquimales o nuevos fármacos neuroprotectores.

Aspectos críticos en la valoración de una persona con esclerosis múltiple

Lo mas importante para una persona con EM es conocer que tipo de EM tiene, cual es su pronóstico (si va a ser muy activa, si le dejará secuelas) y que tratamiento debe hacer. Para ello empleamos el conocimiento generado en numerosos estudios internacionales sobre la enfermedad que han permitido identificar que factores del historial y de las pruebas diagnósticas permiten predecir el curso de la enfermedad. Una vez establecida la actividad de la enfermedad, es necesario precisar el tratamiento más adecuado, dado que son tratamientos a largo plazo, con ciertos efectos secundarios, en los que hay que valorar adecuadamente el riesgo y beneficio.

Recursos de interés

Revista MS in focus de la federación internacional de asociaciones de pacientes con Esclerosis Múltiple.

http://www.msif.org/es/publications/ms_in_focus/index.html

Programar Visita